?

Log in

MINA
Recent Entries 
4th-May-2009 06:02 pm - Con el tiempo
write
"Después de un tiempo, uno aprende la sutil diferencia entre sostener una mano y encadenar un alma, que el amor no significa acostarse y una relación no significa seguridad. Y uno empieza a aprender que los besos no son contratos y los regalos no son promesas; y uno empieza a aceptar sus derrotas con la cabeza alta y los ojos abiertos.

Y uno aprende a construir todos sus caminos en el hoy, porque el terreno de mañana es demasiado inseguro para planes... y los futuros tienen una forma de caerse en la mitad.
Y después de un tiempo uno aprende que si es demasiado, hasta el calorcito del sol quema. Que hay que plantar su propio jardín y decorar su propia alma, en lugar de esperar a que alguien le traiga flores. Y uno aprende que realmente puede aguantar, que uno realmente es fuerte, que uno vale, y con cada día... uno aprende.

Con el tiempo aprendes que estar con alguien porque te ofrece un buen futuro, significa que tarde o temprano querrás volver a tu pasado.
Con el tiempo comprendes que solo quien es capaz de amarte con tus defectos, sin pretender cambiarte, puede brindarte toda la felicidad que deseas.
Con el tiempo te das cuenta de que si estás al lado de esa persona solo por compañía a tu soledad, irremediablemente acabarás no deseando volver a verla.

Con el tiempo te das cuenta de que los amigos verdaderos valen mucho más que cualquier cantidad de dinero.
Con el tiempo entiendes que los verdaderos amigos son contados, y que el que no lucha por ellos tarde o temprano se verá rodeado sólo de amistades falsas.
Con el tiempo aprendes que las palabras dichas en un momento de ira pueden seguir lastimando a quien heriste, durante toda la vida.
Con el tiempo aprendes que disculpar cualquiera lo hace, pero perdonar es sólo de almas grandes.
Con el tiempo comprendes que si has herido a un amigo duramente, muy probablemente la amistad jamás volverá a ser igual.

Con el tiempo te das cuenta de que cada experiencia vivida con cada persona es irrepetible.
Con el tiempo te das cuenta de que el que humilla o desprecia a un ser humano tarde o temprano sufrirá las mismas humillaciones o desprecios multiplicados al cuadrado.
Con el tiempo comprendes que apresurar las cosas o forzarlas a que pasen ocasionará que al final no sean como esperabas.
Con el tiempo te das cuenta de que en realidad lo mejor no era el futuro, sino el momento que estabas viviendo justo en ese instante.

Con el tiempo verás que aunque seas feliz con los que están a tu lado, añorarás terriblemente a los que ayer estaban contigo y ahora se han marchado.
Con el tiempo aprenderás que intentar perdonar o pedir perdón, decir que amas, decir que extrañas, decir que necesitas, decir que quieres ser amigo, ante una tumba ya no tiene ningún sentido."
16th-Mar-2009 11:06 pm - El tiempo
Reading
No soy una persona rencorosa. Tengo mis momentos de odio, y pasión, y necesito mi momento drama queen para desfogarme y gritarle al mundo, pero... no suelo conservar el rencor o el resentimiento mucho tiempo. Quizá porque tengo muchas cosas en la cabeza, o porque creo que la vida es demasiado corta como para consagrarla a algo tan estéril como el odio. Eso no quiere decir que olvide, o perdone, sino más bien que... lo dejo ir.

Dicen que el tiempo todo lo cura, pero lo que suelen olvidar decir es que también desdibuja el pasado, que es lo más peligroso. Cuando mirás atrás, solo sueles recordar lo bueno, y lo malo queda medio oculto, o difuminado. Debes hacer un esfuerzo para recordarlo. Puede que sea un mecanismo para que sea más fácil pasar página, o porque solo queremos ser felices.

El caso es que este fin de semana no he dejado de pensar en D, mi ex. En las cosas buenas que compartimos, en lo sola que me siento, en los errores que cometí en nuestra relación. Cómo no, culpándome de todo. De vez en cuando me paraba y me obligaba a pensar en las cosas que no me gustaban de él, que no todo era maravilloso, en lo que me hizo, pero... cuando estás con fiebre y sola en casa, la mente te juega malas pasadas.

Últimamente estoy bastante rara. Quiero estar sola, y no me apetece que entre nadie en mi vida. No quiero que se me acerquen demasiado, no quiero tener que preocuparme por otra persona, por los problemas de terceros cuando yo aún me siento tan dolida. No es tan malo como al principio, claro. Voy tirando, tengo mi trabajo, mi hija, mi vida. Buenos amigos con los que llenar el tiempo libre, algunos a los que puedo llamar cuando lo necesito y contarles mis neuras y mis problemas.

Pero con todo y con eso, me siento... incompleta. Vacía. No tanto porque D ya no esté en mi vida, sino porque me falta esa complicidad, ese cariño que solo te da la pareja. Le añoro a él, pero también a la idea que tengo, o que me ha quedado, de él. O simplemente, echo de menos el tener a alguien que me quiera. El poder charlar con alguien de cómo me ha ido el día, preguntarle por el suyo, que se acuerde de que tenía examen, que se preocupe porque estoy enferma. Hoy una amiga me ha dicho que no echo de menos a D, sino al amigo que era para mí. Es probable.
Pero lo que me duele, la espina que sigue clavada en mi corazón, es que ese amigo al que quería y en el que confiaba está con la que considero la peor persona que he conocido en mi vida. Y es imposible que no sepa cómo es. Creo que ya no me duele (demasiado) que me dejara por otra, sino es que se trata de una mala persona, que bien sea por egoísmo o por pura maldad ha hecho y sigue haciendo tanto daño.
Y no me puedo quitar de la cabeza el dicho "dime con quién andas y te diré cómo eres". ¿Tanto me equivoqué con él?
9th-Mar-2009 09:30 pm - ¿Qué más me puede pasar?
Agg
Famosa frase usada en películas de terror, cuando alguno de los protagonistas decide bajar al sótano a investigar qué era ese ruido. "¿Qué me puede pasar?", suele decir.

A mi edad, ya debería saber que nunca debes hacer esa pregunta, ni confiarte en que todo ha pasado. Alguien me dijo que las cosas malas vienen de siete en siete, y es obvio que aún me faltan unas cuantas... aunque la lista se va acortando.

Y ahora al exceso de trabajo, las preocupaciones del trabajo, la casa y la niña, mis problemas personales y mi soledad se suman... ¡tachán! ¡Sí, las crisis de ansiedad! Llevo más de una semana teniendo repentinos ataques de pánico, o ansiedad, con taquicardia, sensación de ahogo, opresión en el pecho, dolor de cabeza... siempre sobre la misma hora, entre las siete y las siete y media de la tarde, y la sensación de angustia me dura un par de horas. No es algo que me impida hacer mi vida, de hecho en ese periodo es cuando baño y acuesto a Triki, pero con una opresión en el pecho.

No hay nada evidente que lo desencadene, de repente me entra una sensación de agobio muy fuerte y tengo que pararme hasta que recupero un poco el aire y puedo seguir. Uno de los posibles motivos es que todo lo malo que me ha pasado, todo el estrés acumulado tenía que salir por alguna parte y esta ha sido la escogida. La otra opción, menos halagüeña, es que mi separación ha desencadenado una serie de ataques de pánico o ansiedad que pueden ser temporales o permanentes.

La solución obvia sería ir al médico, peeero... me da miedo. Porque me temo lo que me dará: pastillas. Ansiolíticos y antidepresivos. Y con mi historial familiar, me aterra empezar a tomar pastillas a los 30.
8th-Feb-2009 07:17 pm - La simplicidad de los niños
Reading
Los adultos solemos darles demasiadas vueltas a las cosas, y nos complicamos la vida sin motivo. La sabiduría popular dicta que los niños y los borrachos dicen la verdad, pero yo lo extendería a que los más pequeños ven las cosas como realmente son, sin añadirles nuestros miedos o traumas pasados a las situaciones a las que nos enfrentamos.

El viernes pasado quedé con el Esmi. El McGuffin era devolverle unos cómics que me había prestado para traducir y que él me prestara la última tanda de la obra en la que estoy trabajando. Mientras desayunaba con Triki, le comenté que había quedado con él. Me miró con ojos muy serios y me dijo "¿Por qué, mama? Después de lo que te ha hecho, ¿por qué quedas con él?".

Y la verdad es que, ¿por qué lo hago? La primera vez que volví a verle, antes de las fiestas, fue para averiguar qué sentía por él. Fue raro, porque era y no era la persona que había querido. Pero al menos, me quedó muy claro que ya no le amaba, que la persona que estaba sentada frente a mí no era la que había querido. Tal vez hacía mucho tiempo que ya no lo era.

Si bien había cierta justificación para la cita anterior, ¿por qué volver a quedar? Quizá por ver cómo está, porque aunque no le quiera, aún me preocupo por él. Un amigo que dijo ayer que tal vez era por curiosidad. Por ver qué siento al verle, ubicarle de nuevo en mi vida, si es que decido hacerle sitio. Quizá algún día le miraré y pensaré "este tío es un triste, paso de él" o quizá, se quede como un buen amigo a pesar de lo que me hizo.

No lo sé, y a estas alturas, especular cómo acabaremos en el futuro no sirve de nada. Pero las palabras de mi hija me han hecho pensar. Primero, que me da pena que con 7 años tenga que enfrentarse a según qué aspectos de la vida. Que sí, que es madura, muy inteligente para lo que quiere y demás, pero... lo que daría porque tuviera la vida despreocupada de sus compañeras, cuya ilusión es cantar los temas de High School Musical.

Y lo segundo es que creo que dejaré pasar un tiempo antes de volver a ver al Esmi. No por nada en especial, porque pasé un rato bastante agradable hablando de libros y cómics, pero quiero apartarme. No solo por lo que me ha hecho, sino porque ya no está en mi vida. Y ahora mismo, no puede aportar demasiado a mi reconstrucción. Aunque me cueste, y me duela, y haya días en los que no puedo más, quiero llevar a cabo los cambios que me he propuesto en mi vida, porque sé que a la larga, serán lo mejor para mí. Y la verdad es que no puedo desperdiciar tiempo ni esfuerzo mental en editar mis conversaciones con él.
This page was loaded May 23rd 2017, 6:33 pm GMT.